El cuerpo (im)perfecto

miércoles, noviembre 08, 2017


Tengas kilos de más o de menos, seas joven o mayor, con o sin hijos, cuadrar tus contornos en las tablas de medida standard de los patrones es tarea difícil. Yo lo intento, tú también verdad?
Quizás a primera hora de la mañana sin haber desayunado y con el cuerpo descansado ganas centímetros en pecho y pierdes en cintura. Al final del día te preguntas si estabas bien despierta cuando te mediste porque la prenda no te entra o te sobra, que habrá pasado? 
No sabes si calcar la talla arriba, la de abajo, la de tienda, si mezclar dos...
He pasado por estas situaciones millones de veces (tú también verdad?). Aún siendo precavida, revisando los puntos débiles, recordando pifias del pasado, midiendo en centímetros, en pulgadas, vas y la cagas cargas (la tela).


Estuve una semana trabajando encima de estos pantalones vaqueros. Tengo de cintura 75cm pero uso los pantalones más bajos a 81cm , de cadera 90 cm. Con estas medidas estaba en una talla 25 de cadera pero 29 de cintura, escogí la 27.
Hice una prueba y me sobraba bastante tela en las nalgas (ver foto de abajo con el patrón ya modificado), es normal porque me pasa con los pantalones comprados. 


Mi desafío era sacar solo el exceso de tela de las nalgas sin tener que modificar los largos de pernera ni el contorno de cadera. Algunos tutoriales indicaban hacer un corte paralelo en esta zona, pero preferí girar toda la pieza del tiro-cadera-cintura simulando una pinza hasta hacer desaparecer el sobrante de tela ( de todo no ha desaparecido en la foto de arriba). Una vez todo aparentemente bien, cosí en la tela definitiva de las fotos. 


Cuando los terminé me apareció el problema 2:  el tiro alto sumado a  los pantalones escurridizos. Al andar se me iban bajando y me quedaba un pantalón cagado. Nooooo!!! 
Cometí el pecado de cortar el tiro a lo bruto (te suena eso también verdad?)  Las fotos engañan, la puntada bonita engaña pero yo no me engaño, la costura de la entrepierna quedó desplazada y no es nada cómodo. 



Nos olvidamos de esta costura frustrante  y nos centramos en la sudadera. Tiene una manera muy curiosa e inteligente de coser las piezas del delantero. No es lo típico: primero unimos hombros,  mangas y luego cuerpo. Las mangas van cosidas con una parte del delantero para después unir todo el delantero.
La tela de la sudadera es de la colección nueva de Nosh, he usado en negro aquí.  Es como una sudadera fina con un  revés muy chulo tipo french terry. La tela de los pantalones también ya había cosido aquí, es  un tipo de sudadera imitando el denin como un punto grueso de algodón con elastano.
Todo lo que no tiene de cómodo los pantalones tiene la sudadera, además es de estas costuras placenteras. Sí. De estas que repites con gusto :-)



Mientras yo no tenga "cuerpo perfecto" ni existan patrones para "cuerpos imperfectos" no me queda otra que seguir modificando. Ayer tuve una luz y quizás esté cerca de llegar a un patrón perfecto de pantalones para mi cuerpo. No desisto fácil , la saga continuará ;-).
* parece ser que algo pasa con la caja de comentarios del blog que ha desaparecido, estoy intentando arreglarla.


Te puede interesar

14 comentários

  1. Yo, es que me quito el sombrero con tus pantalones y con la sudadera!! Me encanta que sigas buscando encontrar el patrón que te acomode! Yo nunca quedo satisfecha del todo y me identifico con esa sensación. Ojalá lo encuentres y veamos cómo lo has hecho! Y a ver si se me pega un poco de tu persistencia+paciencia... Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. los pantalones comprados siempre me sobran por alguna parte por eso nunca me importé con tener un patrón bien ajustado hasta este 😂. Estoy a un paso , os enseñarè con detalle!

      Eliminar
  2. Si! Todo eso me suena.
    Me encantan los cortes de la sudadera, parece un gato.
    Mi propósito de año nuevo es conseguir hacerme pantalones, bueno, ya he empezado pq he visto q la cosa es durilla jajaja. Buena suerte con los tuyos, por ahora se ven muy logrados.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando vi las fotos tb pensé en el gato!!!! Totalmente sin intención! Coser los pantalones en si no tienen misterio, el patrón es el problema mayor.

      Eliminar
  3. Con la pinta tan perfecta que tienen, no me hubiera esperado que te quedarían incómodos. Me encanta ver que no soy la única que tiene que adaptar sieeeeempre!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues estoy pensando en aprovecharlos para mi hijo, si los dejo en el armario sé que allá van a quedar sin uso 😣

      Eliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. Han vuelto :) Preveo pantalones Naii a tutiplén, hasta que te queden perfectos, aunque estos lo parecen.

    ResponderEliminar
  6. Pues vistos desde fuera, parecen pantalones perfectos! Pero entiendo tu búsqueda... Seguro que los acabas encontrando!
    Y la sudadera me encanta, tanto el diseño como la combinación de telas.

    ResponderEliminar
  7. No hay cuerpo imperfecto sinó patrón mal hecho. Jajaja. Los patrones son estándar, y cada cuerpo es único. A nosotras nos encanta como te queda, aunque entendemos que cada uno quiera la perfección. La sudadera es preciosa, suerte que con ella si te sientas contenta de haberla cosido. A ver si en poco tiempo vemos como estás realmente contenta de haber encontrado el patrón perfecto de pantalón. Si lo descubres, ya sabes, ven a contárnoslo al club de las malas costureras.

    ResponderEliminar

Gracias por tu visita!

Instagram